Publicidad

Sergio ‘Maravilla’ Martínez retiene título ante Martin Murray en deslucido triunfo

b91e308f4dd3a70337c4f984cbe6acb.jpg

Sergio 'Maravilla' Martínez venció a Martin Murray.

- Getty Images

martinezmurraypelea

FOTOS:  Martínez con problemas ganó a Murray - Univision.com

Ver fotos

ARGENTINA – Sergio ‘Maravilla’ Martínez (51-2-2, 28 KOs) logró conservar el cinturón medio del Consejo Mundial de Boxeo al derrotar por decisión unánime a Martin Murray (25-1-1, 11 KOs) en el Estadio José Amalfitani de Buenos Aires, Argentina.

El clima en Argentina presagiaba tormenta, rayos, truenos, lluvia, la tormenta se vivió arriba del ring, Martínez no lució, visitó la lona en el cuarto round, terminó con un corte en la ceja izquierda, Murray fue un vendaval que parecía acaba con el reinado de ‘Maravilla’.

El primer round fue el clásico de estudio, Martínez fiel a su estilo, con las manos abajo, ofrece la cara, bailaba por todo el ring, soltaba latigazos con ambas manos; Murray con el estilo ortodoxo del boxeo, las manos bien arriba, pegadas a la cara, con los codos que cubrían el costado, poco que platicar en el round uno, ‘Maravilla’ fue más ofensivo.

Martínez iba hacia adelante empujado por el aliento del público en el segundo rollo, el argentino busca ofender, tiraba ráfagas de tres golpes, todas se estrellaban en la guardia del británico, quien no se soltaba, mostraba mucho respeto al campeón, sus guantes aún no sentían lo que era golpear.

‘Maravilla’ le pedía a Murray que fuera para el frente, que descargará sus golpes, el británico no le hizo caso en el momento, pero conforme transcurrieron los minutos dejó ir la mano derecha a la cara del argentino, quien empezó a combinar arriba y abajo, el retador seguía con la guardia  cerrada, el tercer asalto fue del europeo.

El ‘Power’ poco a poco se sentía más confiado en el cuadrilátero, en el cuarto capítulo empezó a caminar para adelante, buscaba a Martínez, en su embestida conectó un golpe bajo al monarca. La contienda se abrió, los dos púgiles mostraron sus cañones, recto de izquierda de ‘Maravilla’, recto de derecha de Murray, la pelea tuvo sus mejores momentos.

Murray tiraba más la mano derecha, la cara de Martínez recibió los impactos, el argentino contestaba con la izquierda, buenos zurdazos se estrellaron en la humanidad del europeo, la contienda se distendía, los dos pegaban con más fuerza en el quinto rollo.

EL británico le empezó a echar carbón a la locomotora, apretaba  más al argentino, tiraba más la diestra, el retador en cada episodio se acoplaba más al estilo de ‘Maravilla’, quien sangraba de la ceja izquierda. Martínez se arrinconó en las cuerdas, pidió castigo y lo recibió, el ‘Power’ le colocó varías derechas al argentino, que se vio disminuido en su rendimiento, en el sexto capítulo las cosas se equilibraban.

La defensa de Murray era inexpugnable, el británico juntaba los guantes, todas las balas se estrellaban ahí, hubo un cabezazo accidental, cuando se reanudo la contienda, Martínez se fue con todo, pero Murray lo rechazo con un sablazo de derecha. ‘Maravilla’ quiso jugar con el británico, finto dos veces con la izquierda, se burlaba, pero el europeo lo paró en seco con un martillazo de derecha.  Hasta el séptimo round la batalla era pareja.

El europeo dijo que o venía a perder, en el octavo round la diestra de Murray orado por enésima vez la defensa de Martínez, quien visitó la lona al recibir un cañonazo de derecha, el José Amalfitani era un velorio, su ídolo había caído, ‘Maravilla’ se levantó, intentó equilibrar el trámite del episodio, pero fue imposible.

Murray era una máquina, un robot que no se salía del plan de pelea; las manos arriba, la guardia bien ceñida, y cuando tenía oportunidad sembrar la diestra en el rostro de Martínez, quien no dejaba de sangrar de la ceja, ‘Maravilla’ no lucía bien en Argentina, el noveno era para Murray.

El británico mandaba en el ring del Estadio de Vélez, Martínez estaba descontrolado, su estilo fue bien descifrado por Murray, quien hacía valer la dinamita del puño derecho, ‘Maravilla’ a la lona otra vez, pero esta vez por un empujón, el argentino quería, pero no podía , se topaba con un muro infranqueable, el décimo se iba.

Martínez tiraba, dos, tres, cuatro jabs, todo se estrellaba en los guantes de Murray, quien no bajaba para nada la guardia, el público en Liniers se apagaba, al terminar el episodio dos derechazos del europeo lastimaban a ‘Maravilla’. Al terminar el undécimo rollo, Martínez abría la boca, sufría, no podía más.

‘’Vamos Sergio’’ era el grito de los aficionados, quienes veían irse el título de Argentina, Murray tiró todos los derechazos que pudo, la mayoría entraron, Martínez más con amor propio que con aptitudes, de un izquierdazo puso mal al retador, el británico sobrevivió, se batió en retirada, una mano diestra calmó los ánimos de ‘Maravilla’, la campana terminó con la batalla.

Las papeletas de los jueces fueron 115-112, todo para el monarca mundial medio, Sergio ‘Maravilla’ Martínez, quien conservó el cinturón, pero no así el prestigio que ganó ante Julio César Chávez Jr.

Publicidad

Publicidad